Exámenes para chequear Función Renal en personas con Diabetes

Exámenes para chequear Función Renal en personas con Diabetes

Las personas con Diabetes que no ejercen un adecuado control de sus niveles de glucosa en la sangre (glicemia) pueden ir desarrollando una complicación crónica llamada Nefropatía Diabética, que consiste en daños irreversibles en el riñón y que pueden culminar en Insuficiencia Renal Crónica Terminal, por cuya causa, los afectados requerirán tratamiento de Diálisis o Trasplante Renal.  Afortunadamente, estos daños en el riñón se pueden detener o revertir si se detectan precozmente, de modo que no represente ningún problema de salud que pueda afectar su calidad de vida.  Debido a que la Nefropatía no presenta signos ni síntomas en su etapa inicial, es importante que toda persona con Diabetes se realice un examen completo de su función renal por lo menos una vez al año.

El 60% de las personas que necesitan diálisis, son personas con Diabetes, por lo que la Nefropatía Diabética es la principal causa de insuficiencia renal crónica terminal. Esto no tiene porqué seguir sucediendo, ya que si las personas con Diabetes mantienen un óptimo control de sus niveles de glucosa en la sangre (glicemia) y hemoglobina A1c estarán previniendo la Nefropatía Diabética y otras complicaciones crónicas.

Por otro lado, si las personas con Diabetes se realizan todos los años exámenes y pruebas de laboratorio para chequear su función renal, podrán detectar a tiempo cualquier daño en sus riñones durante su etapa inicial, de esa manera el problema puede ser revertido fácilmente y así conservar una buena salud.

Cuando usted se realiza anualmente su examen de función renal, éste debe incluir al menos las siguientes pruebas, con la finalidad de descartar la presencia de proteínas y albúmina en la orina:

  • Microalbuminuria: es una prueba que indica si sus riñones están funcionando correctamente y puede detectar cantidades muy pequeñas de proteínas en la orina (trazas). Los valores normales de microalbuminuria son 30 microgramos por miligramo (mcg/mg) o menos. Valores superiores a esta cifra se consideran anormales, por lo que podría estar comenzando a ocurrir un daño en sus riñones. En esta etapa la Nefropatía Diabética se podría revertir con el uso de un nuevo fármaco conocido como antagonistas de la Angiotensina II.
  • Proteinuria: es una prueba de la orina que detecta si los niveles de proteína son más elevados y puede indicar daños irreversibles en los riñones. Los valores normales del examen de proteína en la orina son de 0 a 8 mg/dl. Y en el caso del examen de 24 horas, el nivel normal debe ser menor de 150 mg/dl. Cuando las personas presentan proteinuria, la progresión de este daño puede ser retrasada con el uso de los inhibidores de la Encima Convertidora de la Angiotensina (ACE).
  • Creatinina: La creatinina es el resultado de la descomposición de la creatina, que es un componente importante del músculo. La creatinina es una prueba de sangre que nos permite saber cómo está nuestra función renal y sus niveles normales oscilan entre 0.8 y 1.4 mg/dl. En las mujeres estos valores pueden variar, ya que por lo general tienen niveles menores que los hombres. Valores con un nivel de creatinina de 1.4 mg/dl o más, indican que hay una falla en la función renal, debido a una o más de las siguientes condiciones, tales como, Nefropatía Diabética, Eclampsia, Preeclampsia, Pielonefritis, Distrofia muscular, Glomerulonefritis, Necrosis tubular aguda, Obstrucción de las vías urinarias, Rabdomiólisis, Insuficiencia Renal y Deshidratación.
  • Albúmina: es una prueba en sangre para detectar daño en los riñones. Los valores normales de albúmina en sangre son de 3.4 a 5.4 g/dl (34 a 54 g/l) Un nivel inferior a este rango indica que podría haber daños en los riñones.
  • BUN: la prueba de BUN o nitrógeno ureico en sangre, sustancia que se forma cuando la proteína se descompone y nos puede indicar cómo está nuestra función renal. Los valores normales de BUN son de 6 a 20 mg/dl. Niveles superiores a éstos pueden indicar daños en los riñones.

Si su médico observa que cualquiera de estos exámenes está alterado deberá remitirlo a un Nefrólogo o médico especialista de los riñones, quien le realizará evaluaciones adicionales que incluyen:

  • Tasa de filtración Glomerular: es una prueba que mide el grado de filtración de la creatinina por parte de los glomérulos en los riñones. Cuando los riñones no están funcionando adecuadamente los niveles de creatinina se elevan en la sangre. Esta prueba nos ayuda a averiguar cuál es el grado de filtración que tienen los glomérulos permitiendo predecir cualquier daño, incluso antes de que éste suceda, y en el caso de que ya exista, puede determinar el grado de avance que éste ha tenido. Los resultados normales varían de 90 a 120 mL/min. Los niveles por debajo de 60 mL/min durante 3 o más meses son un signo de enfermedad renal crónica. Aquellos resultados con niveles de TFG por debajo de 15 mL/min ya indican de inmediato insuficiencia renal crónica terminal. Las personas mayores tendrán niveles de TFG por debajo de lo normal, debido a que éstos disminuyen con la edad.
  • Recolección de orina 24 horas: es una prueba para medir la cantidad de orina y las sustancias eliminadas a través de ésta, durante un período de 24 horas. Esta prueba puede servir para diagnosticar algunos problemas como daño renal y Diabetes insípida, y puede determinar el alto consumo de líquidos y el uso de medicamentos diuréticos. Los valores normales son de 800 a 2,000 mililitros por día (con un consumo de 2 litros de líquidos por día).
  • Análisis de electroforesis de proteínas en la orina: es una prueba de orina que determina la cantidad de algunas proteínas como globulinas y albúminas que son expulsadas por la orina. El análisis de electroforesis de proteínas en la orina se indica para determinar la causa y la cantidad de estas proteínas expulsadas por la orina. Los valores normales de albúmina urinaria son 5 mg/dl o menos.  Niveles de albúmina urinaria superiores a 5 mg/dl pueden indicar presencia de Nefropatía Diabética o insuficiencia renal, síndrome nefrótico, infección urinaria aguda, inflamación aguda, mieloma múltiple y amiloidosis.
  • Depuración de Creatinina: la depuración de creatinina es una prueba que compara el nivel de creatinina en sangre y en orina y busca estimar la tasa de filtración glomerular (TFG). Debido a que el tubo de filtración de los riñones segrega una pequeña cantidad de creatinina, esta prueba no refleja con exactitud la tasa de filtración glomerular. Los valores normales de la prueba de depuración de creatinina son de 97 a 137 ml/min en los hombres y de 89 a 128 ml/min en las mujeres.  Valores por debajo de lo normal indican Insuficiencia renal aguda, insuficiencia renal crónica, insuficiencia cardíaca congestiva, necrosis tubular aguda, obstrucción de la salida de la vejiga, glomerulonefritis, isquemia renal, deshidratación y shock, entre otros.

Otros exámenes importantes que su Nefrólogo podría realizarle son: Niveles sanguíneos de fósforo, calcio, bicarbonato, PTH y potasio, Hemoglobina, Hematocrito, Arteriografía renal, Gammagrafía renal y biopsia del riñón.

Entre algunos signos o síntomas que pueden indicar Nefropatía Diabética o daño renal podemos mencionar, hipertensión arterial, hinchazón en las piernas o edema, aumento de peso, falta de apetito, picazón en el cuerpo, debilidad, calambres en las piernas, náuseas y vómitos. Lamentablemente, estos signos y síntomas, por lo general, aparecen, cuando ya el daño en los riñones es irreversible, por lo que la detección precoz o temprana mediante exámenes y pruebas de la función renal que se realice cada año, le permitirá tratar el problema cuando el daño puede ser revertido sin afectar su calidad de vida.

En Diabetes al Dia, tenemos el firme compromiso de ofrecerle todos los conocimientos necesarios para prevenir las temibles complicaciones crónicas asociadas al mal control de la Diabetes y así poder disfrutar de una vida más saludable, productiva y feliz.

Más acerca de …
Exámenes y Pruebas más importantes para las Personas con Diabetes